Comprar un seguro

comprar un seguro¿Qué debes tomar en cuenta al comprar un seguro?

La mayoría de las personas que adquieren una póliza de seguro lo hacen porque es una obligación.  Como es razonable, lo primero y casi lo único que les interesa es conseguir el precio mas bajo para dar cumplir con dicha obligación.

Esa visión del seguro como un gasto es sumamente limitada.  Comprar un seguro siempre debe ser visto como una inversión ya que, en caso de realizarse el riesgo, el impacto financiero en nosotros se reduce considerablemente.

Al comprar un seguro, independientemente del tipo de póliza de seguro que se adquiera, existe una serie de factores que debemos considerar.

Mayores benefiios al menor precio

Todos buscamos ahorrar en cualquier compra.  Esto es lógico y necesario, sin duda.  En el caso de un seguro, comprar barato no significa desembolsar menor cantidad de dinero, sino adquirir los mayores beneficios al menor costo posible.

Un ejemplo.  Puede ser que al comprar un seguro de automóvil, la compañía “X” te ofrece un precio mas bajo que las demas por una póliza estándar.  La compañía “Y”, por un 10% mas de costo, te ofrece una cobertura de devolución de deducible en caso de robo o pérdida total en caso de daños a tu auto.

Supongamos que esa diferencia en precio es de $1,000.00.  Por esa cantidad extra puedes ahorrarte un importe de entre $5,000 y $10,000 dependiendo del valor del mercado de tu auto en caso de que sufrieras esa pérdida total.  ¿Realmente estás ahorrando mucho al tomar la póliza mas barata?

En el caso de otros seguros, como el de salud o el de vida, ocurre que un desembolso ligeramente mayor te otorga beneficios infinitamente superiores al de la póliza mas barata.

Cuidado con los deducibles.

El deducible es la cantidad que debe absorver el asegurado en todo siniestro.  Mientras mas alto es el deducible que se adquiere, menor es el precio de la prima.

Ahí debes poner suma atención al contratar ya que esa suma que debes desembolsar debe de estar realmente dentro de tus posibilidades.  Si estás en posibilidades de absorver una cantidad alta de dinero y calculas que tu riesgo es bajo, bien puedes contratar con mayores deducibles y economizar en prima.

Personalmente no soy muy partidario de este tipo de estrategia al comprar un seguro.  El imprevisto siempre nos tomará por sorpresa y la función o el objetivo de tomar una póliza de seguro es evitar el desastre financiero.

Asesoría adecuada.

Muchas personas están adquiriendo seguros directamente a través de tiendas o banco con un muy bajo nivel de asesoría.  Esto sería el equivalente a automedicarse para ahorrar el pago de la consulta del médico.  ¿Imaginas el riesgo?

Realmente no existe ahorro al contratar directamente, ni siquiera en las mismas compañías de seguros.  En cambio, contar con la asesoría apropiada para comprar el mejor seguro y posteriormente recbir la asesoría para utilizar la p♀liza es invaluable.

Muchas veces el asegurador rechaza pagar la reclamación porue el asegurado dejó de observar alguna de las cláusulas del contrato.  Ahí es donde la decepción y la sensación de ser víctima de un fraude, comienzan a tomar forma.

Comprar un seguro es igual que comprar un bien de larga duración.  Debe ser una decisión bien meditada, con un buen soporte de información y con una visión muy clara y objetiva.

comprar un seguro

1 Star2 Stars (No Ratings Yet)
Loading...

 

Leave a Reply